PRÓXIMAS ACTIVIDADES

* TAULA RODONA:

Avui, a les 19'00 h., a La Central del Raval de Barcelona, taula rodona: 'L'adaptació dels textos sagrats per als més petits', amb Inês Castel-Branco, editora de Petit Fragmenta, Teresa Guardans Cambó, Halil Bárcena i Manel Ollé, autor de 'Tao', que avui es presenta.*



¡... Eyval·lah ...!

AVISO PARA NAVEGANTES

Amigas y amigos:

Bienvenidos al blog del "Institut d'Estudis Sufís" de Barcelona (Catalunya - España), un centro catalán e independiente, dedicado al estudio de la obra del místico persa Mawlânâ Rûmî (1207-1273) y el cultivo del sufismo mevleví, en nuestro ámbito cultural.

Aquí hallarán información puntual acerca de las actividades públicas (¡... las privadas son privadas!) que periódicamente realiza nuestro Institut. Dichas actividades públicas están abiertas a todo el mundo, ya que nadie ha encendido una luz para ocultarla bajo la cama, pero se reserva siempre el derecho de admisión, porque las perlas no están hechas para los cerdos.

Así mismo, hallarán en el blog diferentes textos y propuestas relacionados con el islam espiritual, el sufismo y la sabiduría tradicional. Es importante saber que nuestra propuesta sufí está enraizada en la sabiduría coránica y la
sunna muhammadiana, con lo que no es de orden terapéutico, ni pertenece a la categoría de la auto-ayuda, el crecimiento personal, el coaching u otros sucedáneos.

El blog está pensado como una herramienta de trabajo para todos aquéllos que tienen un sincero interés por Mawlânâ Rûmî, en particular, y la senda del sufismo islámico, en general. Por ello, sus contenidos se renuevan semanalmente. Si se suscriben al blog podrán recibir información puntual sobre todas las novedades que se produzcan.

Para cualquier tipo de consulta o información, no duden en poneros en contacto con nosotros, a través de nuestra dirección de correo electrónico: sufismo786@yahoo.es

También nos pueden encontrar aquí:

Reciban un cordial saludo derviche, sean quienes sean y lo que sean, estén donde estén, y muchas gracias por su visita. Pero, antes de concluir, una advertencia importante: tal vez el nuestro sea el único blog sufí del mundo en el que se escribe acerca del noble y caballeresco deporte del rugby (y del deporte tradicional en general). Por consiguiente, quien tenga excesivas manías al respecto no hallará aquí su lugar.

¡Huuuuuuu ... !

Halil Bárcena
Director de l'IES

Yâ man Hû...!

Yâ man Hû...!

CONTACTO

Si está interesado en los contenidos del presente 'blog',
póngase en contacto con el 'Institut d'Estudis Sufís' aquí:

lunes, 28 de julio de 2008

El verdugo psiquiatra


Radovan Karadzic,
el verdugo psiquiatra y rimador


Halil Bárcena




Hay noticias que llegan tarde, muy tarde, ¡ay! demasiado, pero no por ello dejan de llenarnos de satisfacción el ánimo. Una de esas noticias que tanto se ha demorado sobrevino de golpe, la pasada semana, como una tormenta de verano. Me estoy refiriendo a la detención de Radovan Karadzic, el otrora líder político de los radicales serbios de Bosnia-Herzegovina, durante la guerra que asoló dicha región balcánica, entre los años 1992 y 1995. La noticia, insisto, llega muy tarde, pero es cuando menos reparadora. Ciertamente, jamás se devolverá la vida de aquellas miles de personas a quienes este psiquiatra y mediocre juntador de palabras (me niego en redondo a llamarle poeta) les robó los sueños para siempre, pero al menos tenemos la certeza que a Karadzic lo sentarán en el banquillo para dar cuentas de sus tropelías ante la justicia.
















Entre las dudosas proezas del personaje en cuestión, destacan dos: haber instigado la quema de la Biblioteca de Sarajevo y la matanza de Srebrenica. La Biblioteca de Sarajevo, un edificio de estilo neomudéjar, ardió en llamas a finales del mes de agosto de 1993, en lo que fue, en palabras del escritor barcelonés Juan Goytisolo, un auténtico memoricidio. Miles de viejos manuscritos en lengua árabe, turca y persa, auténtica memoria literaria del fértil islam balcánico, quedaron reducidos a cenizas en pocas horas, ante la impotencia de unos y el cínico laissez-faire de otros.













La quema de la Biblioteca de Sarajevo se convirtió en todo un acto simbólico macabro: borrar de la cultura eslava la huella islámica. Y es que como recuerda la escritora Jasna Samic, también el legado turco-otomano e islámico -como el judío- forma parte esencial de la cultura y de la historia los serbios, pero algunos se obstinaron entonces -como hoy- en negarlo rechazándolo y haciéndolo trizas (1). Sólo una curiosidad, el propio apellido Karadzic es de origen turco.










También la cruel matanza de Srebrenica tuvo mucho de macabro simbolismo. Hagamos un poquito de memoria, para los más jóvenes y los desmemoriados. El 11 de julio de 1995, es decir, antes de ayer, más de ocho mil varones musulmanes, hombres y niños, fueron sacados de sus casas, apartados de sus familias y brutalmente masacrados, a sangre fría, por fanáticos ultranacionalistas serbios, comandados por el general Ratko Mladic, e instigados intelectualmente por Radovan Karadzic, alguien que fue nombrado "Hijo predilecto de Jesucristo", por la Iglesia Ortodoxa Serbia e "Hijo de la Iglesia Ortodoxa Griega". Mientras eso sucedía, las tropas internacionales de la Unprofor, que estaban allí para proteger a la población musulmana asediada, y con cuyo coronel brindó Mladic con champán antes de lanzarse a la carnicería, miraban para otro lado. Ni siquiera el estertor de la muerte hizo que volvieran sus cabezas hacia el horror que estaba enseñoreándose delante de sus narices.













La de Srebrenica fue la mayor atrocidad cometida en suelo europeo, tras la Segunda Guerra Mundial. De ahí la enorme carga simbólica de aquella matanza. Lo allí acaecido nos recordó de golpe tres cosas: que el horror humano jamás se va del todo, que la capacidad de hacer mal es superlativa en el hombre y que después de Auschwitz aquello era posible de nuevo. Y es que con el ser humano vale eso de 'no lo hemos visto todo'.






Ahora, Karadzic, uno de los principales responsables de todo aquel horror desplegado en Bosnia, ha sido, por fin, apresado. Faltan otros, Mladic, el primero de todos. Esperemos y deseemos que sea cuestión de poco tiempo su captura. Por mi parte, guardo un recuerdo muy vivo de aquellos días. Cuando los radicales serbios penetraron en el enclave musulmán de Srebrenica yo estaba estudiando en Damasco, la añeja capital siria. Cada día, desayunaba en una cafetería regentada por una desplazada palestina del barrio acomodado de Abû Rumânah, desde la que tenía a tiro de piedra la embajada de la por entonces moribunda ex-Yugoslavia, monopolizada ya por los ultranacionalistas serbios. El edificio, cerrado a cal y canto, estaba todo él protegido por soldados sirios. El aspecto era siniestro, pero, lo que son las cosas, todo él olía a perfume de jazmín, el singular perfume del jazmín damasceno que emergía de los jardines contigüos a la embajada. Y es que en Damasco, a pesar del calor, el verano es la estación predilecta, cuando el perfume de la flor del jazmín inunda el aire y el cielo azul turquesa está calmo. Tan sólo por sentir ese perfume de jazmín merece la pena vivir, porque si uno hubiese de fijarse únicamente en actos como el de Srebrenica sería para desear no existir, o al menos, para no salir de casa en siglos.



Notas:



1. Jasna Samic, Escarcha de dos primaveras (Exilios: París, Sarajevo), Pamplona: Pamiela, 1994, p. 13

Lecturas recomendadas

  • Abbas Kiarostami, Compañero del viento (Ediciones del Oriente y del Mediterráneo, 2006).
  • Avinash Chandra, El ccientífico y el sabio. Los límites de la ciencia y el testimonio de los sabios (J.J. de Olañeta, 2016).
  • Cristina Cruces Roldán, El flamenco y la música andalusí. Argumentos para un encuentro (Carena, 2003).
  • E.M. Cioran, De lágrimas y de santos (Tusquets, 2008).
  • Khalili, Una asamblea de polillas (Mandala, 2012).
  • Leonard Lewisohn (ed.), The Philosophy of Ecstasy. Rumi and the Suf Tradition (World Wisdom, 2014).
  • Masood Khalili, Los susurros de la guerra (Alianza, 2016).
  • Olga Fajardo (ed.), La experiencia contemplativa. En la mística, la filosofía y el arte (Kairós, 2017).
  • Ramon Llull, Llibre del gentil i dels tres savis (Claret, 2016).
  • Rebeca Retamales, Análisis simbólico de la tauromaquia (Egartorre, 2006).
  • Seyyed Hossein Nasr, Islam in the modern world (HarperOne, 2012).
  • Thierry Zarcone, Le croissant et le compas. Islam et franc-maçonnerie, de la fascination à la détestation (Dervy, 2015).
  • Xavier Melloni, Sed de ser (Herder, 2013).

¡Ah... min al-'Eshq!

"A nosotros que, sin copa ni vino,
estamos contentos.
A nosotros que, despreciados o alabados,
estamos contentos.
A nosotros nos preguntan: “¿En qué acabaréis?”.
A nosotros que, sin acabar en nada,
estamos contentos"

Mawlānā Ŷalāl al-Dīn Rūmī

¡... del movimiento a la quietud!

... de la palabra al silencio !!!

"Queda mucho por decir,
pero será Él quien te lo diga
para que lo entiendas, no yo"

Mawlânâ Yalâl al-Dîn Rûmî (m. 1273)